Fondos del Conurbano: el fallo no se conocerá antes de diciembre

El tema lo tiene la Corte Suprema de la Nación. Mientras, gobernadores y Nación exploran una salida política. Las urgencias de Vidal.

El reclamo de la provincia de Buenos Aires por el Fondo del Conurbano no tendría su fallo al menos hasta diciembre. La expectativa oficial estaba puesta en que la Corte Suprema de la Nación definiera pronto si avalaba o no el reclamo de María Eugenia Vidal, en medio de la discusión por los fondos que irán a las provincias en 2018, pero los tiempos procedimentales, según explicaron a Clarín fuentes judiciales, marcarían una resolución recién para fin de año.

“No hay manera de que este fallo pueda darse antes de diciembre. Hay cuestiones procedimentales que requieren más tiempo”, explicó la fuente consultada.

La pelea que lleva a cabo Vidal por el Fondo del Conurbano busca eliminar un tope que le impide al distrito recibir unos $53.000 millones al año (medio punto del PBI). Pero los gobernadores piden una compensación por la pérdida de ingresos que significaría un fallo a favor de Buenos Aires. Es decir, avalan el reclamo de Buenos Aires en tanto no les toquen los fondos a ellos.

El lunes, Vidal se reunió con el presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, y se sacó una foto que rápidamente se viralizó en las redes sociales. Tras la cita, Vidal habló de su “optimismo” sobre un fallo a favor, que sería según su mirada, “justo y legítimo para los bonaerenses”. La imagen molestó a los gobernadores, que ven inminente un recorte en la plata que reciben de Nación. Según argumentan, sin esos fondos no podrían pagar los sueldos. Algo (o mucho) de esto le dirán mañana a Mauricio Macri, en la reunión que tendrán el presidente.

Antes de emitir su fallo, la Corte esperaría la respuesta de cada una de las provincias involucradas, que en muchos casos presentaron contra-demandas para frenar el tema. Pero más allá de esta batalla judicial, tanto Vidal como los funcionarios de Macri esperan encontrar una salida política a la puja. ​

Mientras, los mandatarios provinciales ya elaboraron la estrategia que llevarán al encuentro. Reclamarán, entre otras cosas, por la demora en el envío de los fondos para cubrir los déficits de sus cajas previsionales. El año pasado, a partir de la negociación por la ley de Reparación Histórica, el Gobierno acordó con los gobernadores incluir el procedimiento para compensar a las provincias que durante la década del 90′ mantuvieron sus cajas jubilatorias y que, en la actualidad, siguen en déficit. Esa “caja”, que este año fue de cerca de $14.000 millones, debe ser incluida en el presupuesto de 2018. Si el Gobierno cumple en acelerar esos pagos, los gobernadores están dispuestos a darle los votos para que pueda transformarse en ley la reforma laboral. Toma y daca.

La ley establece que $ 8.000 millones se transfieran automáticamente y los otros $ 6.000 millones, una vez que se cuenta con toda la información de cada provincia. Pero valiéndose de esa norma, los gobernadores se quejaron de que el Gobierno demoró el envío de fondos, que comenzaron a llegar en cuentagotas.

A su vez, otro tema que preocupa a los mandatarios provinciales es la posibilidad de que el Gobierno no prorrogue la suspensión del pacto fiscal, que obligaría a las provincias a eliminar el impuesto a los Ingresos Brutos a la actividad primaria y a la industria. También los obligaría a derogar el impuesto a los sellos, entre otros puntos.

El ministro Nicolás Dujovne destacó, al presentar la reforma tributaria, que ambos tributos están en negociación para que todas las provincias los rebajen. Esos impuestos representan cerca del 80% de la recaudación de las provincias. También pedirán explicaciones sobre el impacto que tendrá en sus arcas fiscales la reforma impositiva que contempla una rebaja en el Impuesto al Cheque a cuenta de Ganancias y el reparto de los Aportes del Tesoro Nacional (ATN).

DÉJANOS TU COMENTARIO